sábado, 29 de abril de 2017


Biografia de John Lennon


John Winston Ono Lennon (de nacimiento John Winston Lennon; Liverpool, 9 de octubre de 1940-Nueva York, 8 de diciembre de 1980) fue un músico multiinstrumentista y compositor británico que saltó a la fama como uno de los miembros fundadores de The Beatles, reconocida como la banda más comercialmente exitosa y críticamente aclamada en la historia de la música popular. Junto con Paul McCartney, formó una de las parejas de compositores más exitosas del siglo xx.

Nació y se crió en Liverpool, donde siendo adolescente se vio inmerso en el boom británico del skiffle, formando la banda The Quarrymen, que posteriormente en 1960 se convertiría en The Beatles.

Biografía

1940-1957: primeros años

Lennon nació durante tiempos de guerra, el 9 de octubre de 1940 en el Hospital Materno de Liverpool, hijo de Julia y Alfred Lennon, un marino mercante de ascendencia irlandesa, que estaba ausente durante el nacimiento de su hijo, debido a su deber como soldado y marino en plena guerra.

Sus padres le llamaron John Winston Lennon en honor a su abuelo paterno, John «Jack» Lennon, y por el primer ministro de ese entonces, Winston Churchill.

 Alfred Lennon

Su padre se hallaba a menudo lejos de casa, pero regulamente enviaba cheques de pago al número 9 de Newcastle Road, Liverpool, donde Lennon vivía con su madre; sin embargo, los cheques dejaron de llegar cuando fue arrestado en febrero de 1944 por ser un «ausente sin permiso». Seis meses después regresó a casa y se ofreció a cuidar de su familia, pero Julia —por entonces embarazada de otro hombre— rechazó la idea.


Bajo una presión considerable, Julia le otorgó el cuidado de Lennon a su hermana, Mimi Smith, después de que esta denunciara la situación familiar del niño en varias ocasiones ante los servicios sociales de Liverpool.

John Lennon junto a su madre Julia.

En julio de 1946, el padre de Lennon visitó a Smith y secretamente se marchó con su hijo a Blackpool, con la intención de llevarlo a Nueva Zelanda con él. Julia los siguió —junto a su acutal pareja, «Bobby» Dykins— y, después de una acalorada discusión entre ambos, Alfred obligó al niño, de tan solo cinco años, a elegir con quién se quedaría. Lennon escogió a su padre dos veces, pero conforme su madre se alejaba, comenzó a llorar y la siguió. Desde ese momento tendrían que pasar veinte años para que Lennon volviese a ver a su padre.


Mendips, la casa de George y Mimi Smith, donde Lennon
vivió la mayor parte de su infancia y adolescencia.
Durante el resto de su infancia y adolescencia vivió con sus tíos Mimi y George Smith, quienes no tenían hijos, en Mendips, 251 Menlove Avenue, Woolton. Su tía solía comprarle volúmenes de cuentos, mientras que su tío, ganadero de una granja familiar, le compró una armónica y lo ponía a resolver crucigramas.

Mimi, y a su marido George Smith desde 1945. Lennon permanecería con su tía Mimi
en el hogar de 251 Menlove Avenue desde los 5 años hasta los 23 años.

Su madre visitaba Mendips casi todos los días y cuando Lennon cumplió los once años solía ser él quien la visitaba en su casa en Blomfield Road, Liverpool, donde ella le reproducía discos de Elvis Presley y le enseñaba a tocar el banjo, demostrándole como tocar «Ain't That a Shame» de Fats Domino. En septiembre de 1980 habló acerca de su infancia, su familia y su carácter rebelde:
Una parte de mí quería ser aceptado por todas las facetas de la sociedad y no ser el músico bocazas y lunático que soy. Pero no puedo convertirme en algo que no soy. Dada mi actitud, los padres de los otros chicos reconocían instintivamente lo que yo era, es decir, un alborotador. Sabían que no iba a ser un conformista y que influenciaría a sus hijos, que es lo que luego sucedió realmente. Hice todo lo posible por causar problemas en la casa de los amigos que tuve, en parte por envidia, porque yo no tenía eso que llaman hogar. Aunque en realidad lo tenía. Había cinco mujeres que eran mi familia. Cinco inteligentes y fuertes mujeres. Cinco hermanas. Aquellas mujeres eran fantásticas. Esa fue mi primera educación feminista. Una de ellas resultó ser mi madre. No sabía cómo enfrentarse a la vida. Tenía un marido que se escapó a la mar en medio de una guerra y no podía conmigo. Por aquel entonces yo tenía cuatro años y medio. Al final acabé viviendo con su hermana mayor. Aquel conocimiento y el que yo no estuviera con mis padres me hizo ver que los padres no son dioses.


Kennedy, John FitzGerald    
                         
Nacionalidad: Estados Unidos
Brookline, Massachusetts 29-5-1917 - Dallas, texas 22-11-1963
Presidente 1960 - 1963


Pocos personajes como Kennedy a lo largo de la Historia han tenido una carga simbólica y representativa tan importante. Su figura sirve como icono cargado de los valores de toda una época, los años sesenta, probablemente sobrevalorada en cuanto a los logros efectivos y los cambios y transformaciones conseguidas, pero sin duda apasionante en cuanto al espíritu de renovación, al ímpetu y la búsqueda de nuevas formas políticas, sociales y culturales. Si en los años sesenta confluyen dos mundos, uno que se acaba -el de la posguerra- y otro que empieza a brotar -el de la globalización y la postmodernidad de finales del siglo XX-, Kennedy puede por sí solo representar la piedra de toque del cambio y el proceso de transformación.
Y no es que, en lo personal, sus acciones difirieran demasiado de las de algunos de sus predecesores o introdujera modos excesivamente radicales de hacer política, sino que su figura, su carisma, su imagen pública, sus gestos fueron entendidos por una sociedad ávida de cambios como el símbolo de la llegada de nuevos tiempos.

Y su muerte, revestida de cierta teatralidad y repetida hasta la saciedad por un medio -la televisión- cuya capacidad de creación de personajes y mitos ya se empieza a vislumbrar, contribuye aun en mayor medida a agrandar la figura del personaje, dando a la sociedad lo que ella misma tan ansiosamente demanda e incluso necesita. Como el de Lincoln, el asesinato de Kennedy contribuyó a magnificar su imagen y su recuerdo, a veces incluso deformando aspectos concretos de su persona y sobrevalorando u obviando algunos extremos de su acción política. Kennedy fue un político de fuerte imagen y tirón popular, pues no se debe olvidar que fue el más joven presidente de los Estados Unidos.

Simpático, bien parecido, sus discursos llegaban a un electorado que recibía de buen gusto consignas de apertura y renovación. La utilización de un medio audiovisual de importancia creciente como la televisión le dio una popularidad parangonable con la alcanzada por Roosevelt en sus discursos radiofónicos. Kennedy, en fin, es producto de su época en la misma medida en que él mismo, más aun, su imagen como personaje, contribuye a representar aires de cambio y renovación en una sociedad como la norteamericana de los años sesenta, que se ve a sí misma en la vanguardia del mundo occidental.

Segundo hijo de una familia numerosa, su padre supo hacer un imperio económico a partir del patrimonio modesto heredado de su abuelo Patrick, de origen irlandés. Gracias a la especulación en bolsa, las inversiones en la pujante industria cinematográfica, el negocio del alcohol en los tiempos de la Ley Seca o el alquiler de viviendas populares, Joseph Kennedy logró amasar una inmensa fortuna que le colocó entre lo más granado de la cerrada sociedad bostoniana. Conseguida una inmejorable posición económica, el acceso al poder político se produjo en virtud de su matrimonio con Rose, hija del alcalde de Boston, lo que le colocaba en una envidiable situación cercana a los círculos del poder.







Su olfato político y empresarial le llevó a apoyar la campaña electoral del futuro presidente Roosevelt, lo que sin duda acrecentó su poder e influencia en el ámbito norteamericano. La crisis de 1929 y el crack de la bolsa de Nueva York no mermaron su posición económica, saliendo reforzado gracias a su visión para los negocios y a los contactos políticos.

Después de la recesión, fue nombrado inspector general de Wall Street, no sin levantar recelos y suspicacias en el mundo financiero y empresarial de Nueva York, que le consideraba un recién llegado o advenedizo. En 1938 fue nombrado embajador en Londres, cargo que desempeñará hasta 1941, gracias a su amistad con Roosevelt, lo que significa el punto culminante de su carrera política. Consciente de su papel como fundador de una dinastía política y económica, su ambición personal se proyecta a partir de entonces en sus hijos, a los que preparará para asumir en el futuro altos cargos en la administración norteamericana. Ambiciona que alguno de sus vástagos ocupe el sillón presidencial, para lo que les inculca valores como el sacrificio y la competitividad.
En un principio, las esperanzas del patriarca están puestas en el hermano mayor, Joseph. Este ejerce un papel protector sobre John, un niño débil y enfermizo, con problemas en la espalda que le causan fuertes dolores a lo largo de toda su vida.

Whitney Houston


Whitney Elizabeth Houston (Newark, 9 de agosto de 1963-Los Ángeles, 11 de febrero de 2012), conocida como Whitney Houston, fue una cantante estadounidense de R&B, soul, blues y góspel, aunque también destacó como actriz, compositora, productora, empresaria y modelo.            

Hija de John Russell Houston (13 de septiembre de 1920-2 de febrero de 2003 a los 82) y de Cissy Houston (30 de septiembre de 1933-). A la edad de once años, comenzó a formarse como vocalista en el coro góspel infantil de la iglesia New Hope Baptist de Newark, New Jersey, y, más tarde, acompañaría a su madre en los conciertos. Aunque de denominación cristiana bautista, estudió en un instituto de secundaria católico.



Whitney en el baile de graduación.



Foto de anuario de la escuela de Whitney Houston.
Se graduó de la escuela secundaria en Newark, Nueva Jersey.


Con su madre. 1988.

Después de aparecer en el álbum de 1978 de su madre, Think It Over, empezó a hacerle los coros a otros intérpretes reconocidos, tales como Chaka Khan, Jermaine Jackson, y Lou Rawls. A los 16 años, le ofrecieron ser la voz principal en el sencillo de la banda de Michael Zager, «Life's a Party» en 1978.





A principios de los ochenta, empezó a aparecer en varias revistas como modelo (saliendo, incluso, en alguna portada).

Janis Joplin


Janis Lyn Joplin (Port Arthur, Texas; 19 de enero de 1943 – Los Ángeles, California; 4 de octubre de 1970) fue una cantante estadounidense de rock and roll y blues caracterizada por su poderosa voz y la gran intensidad de su interpretación.

Fue un símbolo femenino de la contracultura de los '60 y la primera mujer en ser considerada una gran estrella del rock and roll.
                          
En 1995 entró en el Salón de la Fama del Rock y en 2004 la revista Rolling Stone la colocó en el lugar 46 de los 100 mejores artistas de todos los tiempos; mientras que en 2008 la ubicó en el puesto 28 de los mejores cantantes de todos los tiempos.

En 2013 recibió una estrella en el Paseo de la Fama de Hollywood. En 1999, fue elegida como la tercera mejor artista femenina del rock en la lista 100 Greatest Women in Rock realizada por VH1.

Infancia y adolescencia (1943-1965)


Janis Joplin en su último año de escuela secundaria en 1960.
Nació el 19 de enero de 1943 en Port Arthur, localidad industrial de Texas. Sus padres, Seth (1910-1987), que trabajaba en una refinería, y Dorothy (1913-1998), que había destacado cantando en su instituto, habrían querido que Janis fuera maestra. Tenía dos hermanos menores, Laura (1949) y Michael (1953).









Su familia solía asistir a la Iglesia de Cristo. Los Joplin sentían que Janis siempre necesitaba más atención que el resto de sus hijos. Su madre decía: "Ella era infeliz e insatisfecha. La relación no era la más adecuada".

En su adolescencia se hizo amiga de un grupo de marginados a través de quienes tuvo acceso a discos de artistas de blues afroamericanos como Bessie Smith, Ma Rainey o Lead Belly, a quienes más tarde Joplin acreditó como influencia en su decisión de convertirse en cantante. Al comenzar a participar en un coro, fue conociendo otros cantantes de blues como Odetta, Billie Holiday y Big Mama Thornton.
A los dieciséis años comenzó a manifestar su amor por la música, frecuentando los bares de Luisiana, donde escuchaba música afroamericana, de blues y jazz.

Entre sus compañeros de clase estaban GW Bailey y Jimmy Johnson. Joplin se graduó de la secundaria en 1960 y asistió a Lamar State College of Technology en Beaumont, Texas durante el verano, y más tarde, en la Universidad de Texas en Austin, aunque no completó sus estudios. El periódico universitario, The Daily Texan, publicó un perfil de ella en la edición del 27 de julio de 1962, titulado "Ella se atreve a ser diferente". El artículo comenzó, "Ella va descalza cuando se siente como ella misma, lleva Levi's a clase porque son más cómodos, y lleva su Autoharp con ella dondequiera que va por lo que, en caso de que tuviera el impulso de romper a cantar, le será muy útil. Se llama Janis Joplin".

Cuando estudiaba Bellas Artes en la Universidad de Texas en Austin, comenzó a cantar de forma habitual en bares. Participaba frecuentemente con la banda Waller Creek Boys. Allí empezó a tener reputación de ser una fuerte bebedora.
En 1963 se trasladó a la ciudad de San Francisco. Dejó Texas para ir a San Francisco "sólo para estar lejos de Texas, porque mi cabeza estaba en un lugar muy diferente", dijo en enero de 1963 viviendo en Playa Norte y más tarde Haight-Ashbury.
Estando allí conoció a muchos músicos con los que más tarde se reencontraría, como su amante Ron "Pigpen" McKernan" (después, miembro de The Grateful Dead), grabando un disco casero con Jorma Kaukonen, futuro guitarrista de Jefferson Airplane y Margareta Kaukonen en la máquina de escribir, utilizada como instrumento de percusión.

En 1964, Joplin y la futura guitarrista de Jefferson Airplane, Jorma Kaukonen registraron una serie de estándares de blues, acompañado además por Margareta Kaukonen en la máquina de escribir (como instrumento de percusión).
Fue en este periodo cuando comenzó a consumir drogas y se sumió, lentamente, en un estado de abandono, llegando a pesar 35 kilos.
En 1965 le anunció a su familia que retomaría sus estudios universitarios, y que se casaría con un hombre que había conocido en San Francisco, llamado Peter LeBlanc; sin embargo la pareja no funcionó y Peter LeBlanc la abandonó; esto marcaría aún más su inseguridad afectiva y su sentimiento de soledad.